La receta para el fracaso: creer que lo que pedimos es lo que queremos o siquiera lo que necesitamos. Esto lo aprendí y sigo aprendiendo cada vez que entro a una negociación con alguien por algo. De entrada me dan ganas de empujar y defender “lo que quiero” porque creo que solo así seré feliz y tendré paz y eso hace que la conversación sea más una pelea que una construcción conjunta, y me inhabilita a escuchar al otro como alguien legítimo y valioso, solo puedo verlo como alguien en mi camino, un obstáculo, un lastre.

Hace poco, en una conversación de coaching, la cliente dijo algo sobre una persona con la que le resultaba difícil llegar a un acuerdo: “es como que estoy corriendo una maratón y ya casi la termino, pero no lo logro porque esta persona es un lastre, un peso que no me deja llegar a la meta”. Esto a mi me pasó muchas veces y probablemente me siga pasando, y hasta personas que admiro como Fred Kofman dicen que les pasa (Capitulo 6, La Empresa Consciente). Pero ahora que soy consciente y tengo herramientas puedo ver que si sigo viendo a la otra persona como obstáculo es porque estoy cerrada a que lo que quiero es lo que necesito y deseo y lo ÚNICO que podrá traerme a buen puerto. ¿Y saben que? No es así.

Si queremos llegar a buen puerto, será prudente que naveguemos con integridad. En mi caso cuando me cierro a escuchar a otra persona, ya no estoy ejerciendo el valor del respeto, ni de la humildad, ni de la unidad creativa.
La UNIDAD CREATIVA es el poder de 1+1=3, que se produce cuando los que participamos en una conversación o conflicto nos “desarmamos” y buscamos el bien común. Ojo, no el bien común del socialismo donde uno decide lo que es bueno para el otro porque cree saber más, sino el bien común desde el conocer nuestros intereses profundos, buscar puntos en común y construir juntos aquello que satisfaga esos intereses. Eso requiere que soltemos lo que “creemos querer” y exploremos con nuestra contraparte lo que nos dará aquello que queremos.

Cuanto más indaguemos con preguntas como:
• ¿Por qué es esto importante para ti?
• ¿Qué te dará conseguir esto que quieres?
• ¿Para qué quisiera esto?

Allí encontraremos los puntos en común porque ahí en las profundidad es donde todos nos parecemos bastante… ¿o no queremos todos vivir al menos algunas de estas experiencias: la paz, la felicidad, el amor, la plenitud, la libertad? Y aún sin llegar tan profundo podremos encontrar que podemos juntos crear una opción de lograr lo que es importante para cada uno de nosotros de una forma que no habíamos pensado por separado antes de juntarnos.

Aunque muchos me dirán que no siempre están dispuestos a negociar, yo les respondo que eso es porque o pueden conseguir aquello que desean solos y no necesitan al otro, o al menos así lo creen; o tal vez creen que harán más rápido subyugando al otro con su manera convenciéndolos y así todo fluirá para su puerto. En el primer caso es cierto que si no necesito del otro no tendrá sentido negociar, sin embargo tal vez me este perdiendo de lograr algo mejor JUNTOS, y parte de eso que logremos será el proceso de aprendizaje, crecimiento y hasta disfrute que viviremos en el camino a la meta. Decía el protagonista de Into the Wild: “la felicidad es real solo si es compartida”. En el segundo caso, la relación se deteriorará y probablemente duré poco y más que compromiso de la otra parte tendremos cumplimiento que no es lo mismo.

Los invito a que revisen lo que piden ya sea a otros o así mismos y profundicen en lo que quieren obtener con ello, para que su meta sea más profunda y a la vez quede más abierto el camino para lograrlo de diversas maneras que los enriquezcan y permitan disfrutar del camino.
Con gratitud,

Denise Dziwak

DSC_1560

Denise Dziwak, trabaja como Life & Conscious Business Coach y es una conferencista inspiradora. Acogedora, creativa, desafía el status quo y está totalmente comprometida con crear UNIDAD, PAZ y AMOR en el mundo. Para eso ayuda a otros a encontrar un camino de crecimiento en conciencia que les permita vivir vidas felices, plenos y llenos de sentido. Trabaja con una variedad de herramientas como terapia de niño interno (inner bonding), coaching ontológico y de negocios conscientes, PNL, meditación, Touch for Health para crear una conexión interior más fuerte y un aumento de la felicidad y bienestar.

Es fundadora y co-directora de Florecer del Alma, un espacio para Crecer en Conciencia. Para recibir su ayuda, escribe a denise@florecerdelalma.com.

Compartir

Tu comentario nos interesa...

Tu aporte a través de consultas y sugerencias nos enriquece y es valorado también por el resto de los lectores. ¡Muchas gracias!

Deja tu comentario