SOLED

En este artículo intenciono poner un poco de luz sobre el tema de las soledades. Es un tema que se hace sentir en todo Ser Humano, ya que como dice alguna teoría humanista: somos un ser-en-relacion, nos criamos en relacion, por lo tanto siempre está ese -otro- que viene a complementar aspectos de nuestras vidas.

En general cuando hablamos de la soledad, lo hacemos en el simple sentido de «no estar con alguien». Decimos que -estamos solos- porque no tenemos a nadie al lado.

Ese -alguien- al lado es muchas veces, el que me hace compañía. Y nuestras mentes se disparan para el lado de las parejas, o las relaciones sociales, las familiares.

Al mismo tiempo, considero que no todas las soledades son las mismas. Observar que hablo de «soledades» en plural.

Cuando alguien me habla de soledad, una de las preguntas que le hago es «¿soledad de qué?»

Una persona puede sentir infinidad de soledades: Soledad de afecto. Soledad de acompañamiento. Soledad en las decisiones. Soledad de sosten en momentos dificiles. Soledad de pareja. Soledad de….

Al mismo tiempo, puedo decir también que hay algo así como 2 grandes maneras en las que la soledad se activa.
1) La soledad por estar completamente solo de personas, y se hace figura la necesidad que menciono mas arriba: pareja, acompañamiento, etc.
2) La soledad que se siente, teniendo personas al lado que específicamente no aportan en lo que yo necesito, es como si hubiera un vacío o hueco, y eso activa el sentimiento de soledad.

Esto ultimo puede verse por ejemplo en parejas, donde se hace muy notable el vacío, acentuándose el sentimiento, mucho mas que si la pareja en cuestion no existiera.

Algo así como decir: una cosa es estar solo porque no hay nadie conmigo, y otra es sentirme solo con alguien. Es ese alguien quien con su presencia hace que tomemos conciencia de la soledad que sentimos a la hora de presentarse la necesidad en cuestion, y es porque desde algun lugar de nuestro ser, estamos contando con esa persona.

Quisiera recordarle a lxs lectorxs, que no es igual para todas las personas, en el sentido de los sentimientos, ni la intensidad de los mismos.

Algunos estamos mas preparados para estar solos, y otros para estar en compañía, independientemente de lo que dependa.

Considero importante a modo de nuestro crecimiento personal, reconocer nuestras soledades, nuestras necesidades, para luego poder ser pro-activos y generar cambios que traigan mejoras en nuestra vida.

Alejandro Juroczko
Consultor en Crecimiento Personal
Florecer del Alma

Compartir

Tu comentario nos interesa...

Tu aporte a través de consultas y sugerencias nos enriquece y es valorado también por el resto de los lectores. ¡Muchas gracias!

  1. Pauli

    Muy bueno! Mi proceso pasa en parte por ir descubriendo aspectos míos, que me hacen mucha compañía, de este modo estoy cada vez mejor con quienes tengo al lado…gracias!

    Responder
    • Alejandro Juroczko

      Hola Pauli, valiosísimo tu comentario. Justamente a mi me sucede que por un lado, voy integrando partes mias que aportan compañía y riqueza y van cortando co-dependencias en cierto sentido. Por el otro, me voy preguntando en base a que desde una teoria humanistica «somos un ser-en-relacion (a otros)», hasta qué punto o cuál es el punto en donde estamos solos, y donde en compañia. Gracias!!!

      Responder
    • Denise Dziwak

      Esta buenisimo Pauli, porque esa forma de ser «proactivo» es clave… encontrarnos en esos lugares internos donde nos «dejamos solos» y pretendemos que un otro desde afuera nos acompañe porque nosotros no lo estamos haciendo… el primer paso luego de reconocerlo es empezar a acompañarnos… eso va llenando el vacio y nos hace sentir mucho mas plenos y completos…
      La soledad con el otro…esa que dice Ale que es tan dificil, bueno tal vez sea parte de nuestra experiencia para poder identificar lo contrario: la UNIDAD, la apertura y el contacto intimo… sin una tal vez no pudiéramos darnos cuenta de la otra… nuestra humanidad nos Con amor y gratitud

      Responder
  2. LORENA

    Querido Alejandro: Cuando comence a leer la nota de la soledad inmediatamente intuí que era de tu autoría….
    como si la estuvieras escribiendo para mí….
    En alguna parte del camino nos damos cuenta que la soledad que sentimos es el camino directo a reconocernos en nuestro verdader Ser…. somos nosotros los que por miedo no nos atrevemos a transitarlo…
    Gracias por traer claridad a nuestras mentes.
    Saludos con el corazón.

    Responder
    • Alejandro Juroczko

      Lorena querida. Hola!!! Que cosa que me hayas reconocido ya en las primeras lineas!!
      Bueno, creo que humanamente no estamos exentos (ninguno de nosotros digo) a sentir (en lugar de sufrir) algunas soledades. Inherente al ser humano creo yo.
      Al mismo tiempo, recordamos que es también instrumento para nuestro aprendizaje y evolucion personales.

      Gracias por pasar y dejar tus palabras que siempre aportan.
      Fuerte abrazo y gran cariño para vos.
      Alejandro

      Responder

Deja tu comentario